Gobierno continua criminalización y obviando demandas del sector campesino

Gobierno continua criminalización y obviando demandas del sector campesino

Tegucigalpa, Honduras (Conexihon).- Procesos de criminalización en contra, así como la condena al olvido de proyectos de ley que favorezcan el derecho a la tierra; es la realidad que enfrentan los campesinos y las campesinas en Honduras, denunciaron este martes 18 de abril las diferentes organizaciones articuladas en La Vía Campesina.

Esta y otras demandas fueron hechas por este colectivo de organizaciones de trabajadores y trabajadoras del campo, en un plantón realizado en horas de la mañana en el Parque la Merced de Tegucigalpa, frente al Congreso Nacional, en el marco del Día Internacional de la lucha campesina.

La conmemoración reivindicada por el movimiento campesino nacional e internacional, surge luego que un 17 de abril de 1996, en la comunidad de Eldorao dos Carajas, en el Estado amazónico e Pará, Brasil, cerca de mil 500 campesinos y campesinas del Movimiento de los Trabajadores sin Tierra (MST), hicieron una toma de carretera para presionar por un proyecto de reforma agraria al gobierno estatal.
Sin embargo, la policía militar brasileña reprimió la protesta y dejó como resultado 19 muertes y 69 manifestantes heridos.

La Vía Campesina, a través de un comunicado de prensa, precisó que por generar procesos encaminados a la defensa de la tierra, existen procesos penales incoados a cerca de 5000 de las que 1700 son mujeres campesinas, indígenas y garífunas. 

Según cifras en poder de la articulación del movimiento campesino, más de 100 defensores y defensoras de la tierra han sido asesinados y asesinadas.

En ese sentido, mostraron su oposición a las reformas al Código Penal aprobadas el pasado mes de febrero, ya que consideran que “profundiza la criminalización de la lucha campesina, aumenta las penas por usurpación; denunciamos todas las formas de injusticia que afectan a la vida campesina, la cual constituye una importante herencia de las personas al servicio de la humanidad”.

Por otra parte, las organizaciones cuestionaron la falta de voluntad del Congreso Nacional quien hasta la fecha no ha discutido el proyecto de ley presentado por el diputado del opositor Partido Libertad y Refundación (LIBRE), Rafael Alegría llamado “Ley de Reforma Agraria integral, con Equidad de Género, para la Soberanía Alimentaria y el Desarrollo Rural”, presentado en abril de 2014.

“Dicha propuesta está encaminada a resolver el conflicto agrario en el país, permitiendo la solución a los grupos campesinos que están en posesión de la tierra desde hace varias décadas y aún enfrentan problemas legales al no tener sus títulos, el acoso constante de destrucción de sus cultivos, desalojos, persecución y hasta asesinatos por parte de los supuestos dueños con la venia de autoridades gubernamentales”, puntualizaron en el comunicado quienes integran la Vía Campesina- Honduras.

Dentro de las demandas presentadas por la Vía Campesina está el llamado a las autoridades hondureñas para que “analicen profundamente” la crisis por la que transita el agro hondureño e incidir en la aprobación de una política agraria con participación de hombres, mujeres y jóvenes del área rural sin criminalizar la lucha social campesina.

Además exigieron que se capture y juzgue a los autores intelectuales de los asesinatos de las lideresas sociales Margarita Murillo y Berta Cáceres.

Por último, hicieron un llamado, especialmente al Gobierno hondureño y movimientos campesinos para que impulsar la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Campesinos y campesinas.

Las organizaciones que forman parte de la Vía Campesina Honduras (LVCH) y a su vez de la Coordinadora Latinoamericana de las Organizaciones del Campo (CLOC) son:  la Asociación Nacional de Campesinos Hondureños (ANACH), la Central Nacional de Trabajadores del Campo (CNTC), el Consejo para el Desarrollo Integral de la Mujer Campesina (CODIMCA), la Comisión de Mujeres Campesinas de Honduras, el Frente Nacional de la Juventud Campesina, Indígena y Afrodescendiente (FRENAJUC), la Unión Campesina e Indígena de Honduras (UCIH).